compartir en:

Un empresario mexicano de Indiana cuya esposa votó por Donald Trump fue ampliamente reportado el mes pasado.

Helen Beristain esposa de Roberto Beristain, afirmó que votó por el republicano porque respaldaba sus planes migratorios sin imaginar que incluirían a su marido.

Este miércoles a las 10 de la noche el hombre de 43 años entro caminando a tierra azteca después de dos décadas de haberla abandonado.

"De momento me dijeron que era tiempo de irme", contó Beristain en un comunicado divulgado por su abogado,

“Me dijeron que recogiera mis pertenencias, me metieron en una van y manejaron hasta la frontera. Me llevaron a otra instalación para que firmara unos documentos. Les pedí que me permitieran hablar con mi abogado, pero me dijeron que no había tiempo para eso", agregó.

Minutos después fue dejado, según relató, en la frontera entre Estados Unidos y México, a donde regresó caminando por Juárez.

Adam Ansari, abogado del caso mencionó que la expulsión es "perturbadora" pues Beristain tenía pendiente una petición en una corte de inmigración para que fuese suspendida su deportación.

"Este fue un intento de saltarse el proceso judicial al removerlo intencionalmente antes de que un juez pudiera frenar su deportación. Estábamos en comunicación con el gobierno por esas mociones, lo que olvidaron mencionar es que estaban en camino a echarlo del país", añadió Ansari, quien se enteró por una llamada que le hizo la esposa de Beristain al filo de la medianoche.

Por su parte, ICE dijo en un comunicado enviado a Univision que Beristain fue deportado el 4 de abril. "Oficiales de ERO (siglas de los agentes encargados de las operaciones de deportación) lo entregaron a las autoridades mexicanas en el puerto de entrada de Paso del Norte en El Paso, Texas", detalló.