compartir en:

En la región Mazahua, que comprende 13 municipios en el Estado de México, únicamente 20 productores continúan con la cosecha del maíz palomero toluqueño, la “flor”, que hoy tristemente, llega de tierras lejanas.

Sin embargo, la Organización Tortilla de Maíz Mexicana, encabezada por Rafael Mier, a través de investigaciones y pláticas informativas y de concientización con productores, pretende traer de vuelta a la palomita de maíz, al lugar que alguna vez la vio florecer y que también le tiene un aprecio cultural muy especial.

“En la región Mazahua, el maíz palomero se fue abandonando porque como era pequeñito no era tan rendidor para hacer tamales y tortillas, hay gente que ya no lo conoce y todavía se sigue acostumbrando aquí que se adornan los templos con palomitas, pero ya son tradiciones que se hacen por imitación, se ha perdido la razón de su significado”, detalló Rafael Mier, en entrevista con Notimex.

En su proyecto, cultivó dos hectáreas con estos granos, como un primer paso para extender la siembra a las otras variedades.

Al final, en el Centro Internacional de Mejoramiento de Maíz y Trigo y el Colegio de Posgraduados consiguió 120 semillas del palomero toluqueño.

Con esos granos empezó su cultivo en Valle de Bravo, en la misma zona donde se cultivaba originalmente.

A nivel mundial México se ubica entre los 10 principales productores e importadores del grano y ocupa el lugar número cinco entre los primeros consumidores, según datos del 2016 del Fideicomisos Instruidos en Relación con la Agricultura (FIRA).

De acuerdo a información del gobierno federal, en el país se estima que hay 3.2 millones de productores de maíz localizados en las 32 entidades federativas entre las que destacan Sinaloa, Guanajuato, Estado de México, Jalisco, Michoacán y Chihuahua, las cuales generan el 61.5 por ciento de la producción nacional.

Las variedades de maíz que más se cosecharon en 2015 en México, el 85.9 por ciento de la producción total correspondió al maíz blanco, 13.6 por ciento a maíz amarillo y el 0.5 por ciento restante a otro tipo de variedades de este grano, esto según datos de FIRA. No obstante, en cuanto al maíz palomero, según el Servicio de Información Agroalimentaria y Pesquera (Siap), el único estado productor de esta variedad que aparece registrado en este sistema es Tamaulipas, que generó en 2015, 788.54 toneladas, mientras que en 2016, la producción en la entidad fue únicamente de 376.20 toneladas.

EL ORIGEN

Lo que ahora conocemos como palomitas son en realidad granos de maíz que se revientan con el calor y adquieren una forma de roseta.

Algunos historiadores y antropólogos creen que este descubrimiento fue esencial en la alimentación de los habitantes originarios de lo que hoy es México.

También fue importante en la domesticación de la gramínea que sucedió hace unos 8.700 años en la zona central del país.

Así lo reveló en 2009 una investigación del Museo Smithsoniano de Historia Natural y la Universidad de Temple.

COMPETENCIA CON LAS ESTADOUNIDENSES

Durante casi todo el siglo XX la mayoría de las palomitas de maíz que se consumieron en el país se hicieron con granos mexicanos.

Pero con la apertura comercial, iniciada en 1986, las rosetas estadounidenses desplazaron a las nacionales.

En ese país se mejoró el grano original para conseguir palomitas más grandes y a menor costo de producción.

Los campesinos mexicanos no pudieron con la competencia y abandonaron sus cultivos.