compartir en:

Una vez más las muestras de racismo siguen haciendo de las suyas contra los mexicanos en Estados Unidos.

De acuerdo con The Sacramento Bee, se dio a conocer la injusticia que vivió una cocinera mexicana al ser despedida de un lujoso restaurante de California por hablar español.

Según la publicación, desde 2007 Francisca Pérez, comenzó a trabajar en ‘Osteria Fasulo’ de Village Homes, y desde ese tiempo el propietario le aseguró que no había problema si no dominaba el idioma, sin embargo, Leonardo Fasulo, la despidió por que la escuchó pedir una orden en español.

Pérez declaró que Fasulo, le gritó, golpeó una mesa y le dijo en tono de burla si quería que añadiera burritos al menú todo esto frente a su hijo de 11 años. Asimismo, afirmó que tenía que aprender inglés para mantener su trabajo.

Ante esta acción, la mexicana decidió encarar al dueño y le reclamó por ‘discriminar a los mexicanos.

 “Puedes sacar tu cul… de mi restaurante”, le respondió Fasulo a Pérez.

Debido a las declaraciones, el pasado martes Pérez presentó una queja al Departamento de Empleo y Vivienda Justa (DFEH, por sus siglas en inglés) donde detalla que fue despedida indebidamente por hablar español y que todavía se le debe su cheque final.

Tras este suceso el diario decidió contactar al propietario y para sorpresa de muchos él decidió aclarar la situación y negó desde un principio que nunca obligó a Pérez hablar inglés y aseguró que no le debía ningún pago ya que según la mujer renunció por sí misma.