compartir en:

El Departamento de Policía de Nueva York (NYPD, por sus siglas en inglés) informó sobre el estado de gravedad de un menor de edad que se apuntó y disparó a sí mismo accidentalmente con un arma ilegal.

Los hechos ocurrieron este lunes en un apartamento de Nepperhan Avenue, pasadas las 12:00 horas.

El menor fue hallado en el suelo rodeado de sangre en la cabeza, por lo que fue trasladado a un hospital en donde reportan su estado como grave, los médicos aseguran que el pequeño podría no sobrevivir.

El niño de 12 años se encontraba en la vivienda con uno de sus vecinos más chicos en habitaciones separadas. Se cree que el menor encontró el arma cargada y disparó en dos ocasiones accidentalmente, una en la ventana y la otra hacia su sien derecha.

Al llegar, familiares lo hallaron y llamaron al 911.

Se investiga cómo el arma estaba al alcance del niño.