compartir en:

Esta semana se dio a conocer que agentes del Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE por sus siglas en inglés) realizó una redada masiva contra inmigrantes en la Gran Manzana, lo cual provocó indignación en los neoyorquinos debido a que es una ciudad santuario.

Ante este tipo de acciones, Nueva York anunció que reservó 10 millones de dólares para la defensa legal de inmigrantes detenidos por ICE.

Gracias a esta reserva económica, se desarrolló el “Proyecto Liberty Defense” donde se garantizará que los derechos legales de los inmigrantes estén representados.

De acuerdo con el Gobernador, Andrew Cuomo, este proyecto fue lanzado el año pasado, pero necesitaba los fondos adicionales.

 “Las redadas hiper-agresivas de ICE contra trabajadores neoyorquinos son inmorales y estamos más decididos que nunca a apoyar los derechos de todos los inmigrantes en el Empire State a través de nuestros fondos de defensa legal, líderes del país”, dijo Cuomo.

Fuente de la imagen:https://twitter.com/ICEespanol/media