compartir en:

Debut: Se formó con el equipo de su natal Tepic, donde jugó en Segunda división, pero su presentación en el máximo circuito lo hizo como jugador de Santos Laguna el 28 de septiembre de 1990 e Ciudad Universitaria y acepta que se asustó al ver un estadio tan imponente. En ese partido, su equipo perdió 1-0 con un gol de Luis García.

Fractura. En 1991 sufrió una fractura de rodilla en un partido entre Santos y América. El debutante Alberto Pelé Carrillo hizo una media tijera mal intencionada y el zurdo quedó tendido en el césped; tardó en recuperarse nueve meses y el Pelé Carrillo no volvió a jugar más en Primera División.

3×1: Se consolidó en la Copa América 1993 y Chivas buscó su fichaje, el cual concretó en 1994, pero a cambio el equipo tapatío tuvo que ceder a tres de sus jugadores: Benjamín Galindo, Everaldo Begines y Juan José Balcázar, lo que significó un negoció redondo para los dos equipos. Broma. Con la playera de Chivas se convirtió en un jugador sumamente desequilibrante y recuerda que un rival, al cual no identificó, intentó desconcentrarlo pegándole un chile en la cabeza, por lo que al medio tiempo tuvo que improvisar un nuevo corte de cabello para remover la goma de mascar. México. Desde 2006 radica en Los Ángeles, California, donde jugó para Chivas USA. Como todo migrante, Ramírez anhela volver a su país de origen, pero ha postergado esta situación hasta que sus hijos terminen sus estudios. “Claro que me pica el gusanito de regresar a México, es uno de los compromisos que tengo”.