compartir en:

Luego de darse a conocer la detención de Mirian Zelaya Gómez, y su hermana Mirna, ha vuelto a surgir la polémica pues varios de sus vecinos señalan que ellas se la pasaban en pura fiesta e ingiriendo bebidas alcohólicas.

Para Mirian los últimos meses han sido complicados, pues se dio a conocer en las redes sociales como “Lady Frijoles”, una mujer miembro de la caravana hondureña que partía para los Estados Unidos y que despreció la comida que se le daba en México, pues consideraba que era comida para cerdos.

Al llegar a Texas, Mirian se contactó con su hermana que ya radicaba en el país y compartieron un departamento con una tercera roomie a la cual agredieron con un cuchillo hace algunos días, motivo por el cual terminaron tras las rejas.

¿Vida de excesos?

Vecinos de las hermanas hondureñas señalan que se la vivían de fiesta antes de la detención:

“Casi cada fin de semana hacían fiestas. Yo ya varias veces que había hablado con la señora ‘Lady Frijoles’ y me contaba como hacían fiestas y todo. Algún día dije se van a pelear y pues salieron peleándose”, confesó uno de los inquilinos.

Ahora, como consecuencia de la agresión con cuchillo hacia la mujer con la que con la que compartían el apartamento, se enfrentan a la deportación.