compartir en:

Autoridades detuvieron a un miembro del Departamento de Bomberos de Nueva York (FDNY) que conducía bajo los efectos del alcohol a una velocidad que duplicaba la permitida en el área de Jackson Heights, en Queens

El bombero fue identificado como David Fung, de 27 años, quien conducía a 100 millas por hora, en un lugar en el que la máxima velocidad permitida es de 50 millas por hora.

La policía le aplicó un examen de alcohol, el cual dio positivo.

Según información de FDNY, el joven ha trabajado con ellos desde hace cuatro años, asignado al Brookly Engine 235.

Como medida, será sancionado con suspensión sin derecho a una paga, así lo informó un portavoz del Departamento.