compartir en:

La Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU) informó que el departamento de Vehículos Motorizados de Vermont (DMV) compartió “regularmente” con la migra información de aquellos que solicitaron licencia especial de conducción para indocumentados

La Comisión de Derechos Humanos de Vermont encontró que el DMV tuvo un papel determinante en un caso contra un nacional de Jordania que solicitó la licencia de conducción en 2015 y que luego fue detenido y deportado por ICE.

El caso obligó a un acuerdo para cambiar varias políticas del DMV relacionadas con la aplicación del proceso, incluyendo la no obligatoriedad de mencionar el estado migratorio de los solicitantes a la hora de pedir la licencia.

El comisionado del DMV dijo que sus funcionarios seguían aprendiendo cómo aplicar la nueva ley, que entró en vigor en 2014.

Sin embargo los documentos de ACLU muestran que la práctica de compartir la información con la migra nunca terminó.

De igual modo, Phil Scott, gobernador republicano firmó la semana pasada una legislación que bloquea las políticas migratorias de Donald Trump en su estado.

Este caso aumenta el temor en los 13 estados, incluido California, donde funcionan programas de licencias de conducción para inodocumentados