compartir en:

Joaquín Guzmán Loera pasará el resto de su vida tras las rejas y no podrá volver a tener contacto con su esposa la ex reina de belleza, Emma Coronel Aispuro, así lo informaron fuentes al New York Post.

La prisión de supermax, ubicada en Colorado, será el nuevo hogar de “El Chapo”.

“Ahí es a donde va. Sé a ciencia cierta que es a donde se dirige”, señaló la fuente al NYP, luego de que se dictó la sentencia de más de 30 años de prisión por narcotráfico.

Pero no solamente se estará separando de su esposa, sino también de sus gemelas María Joaquina y Emaly, de 8 años de edad a quienes podrá ver, pero no tocar, pues no se permite el contacto físico.

No