compartir en:

Una vez más la inseguridad se apodera de la Gran Manzana, provocando que la policía anunciara el registró de una jornada altamente violenta entre la noche del lunes y la noche del martes.

Con el registro de cuatro diferentes tiroteos, cinco personas fueron asesinadas en Queens y Brooklyn, hasta el momento las muertes no pareciera que estén vinculadas.

De acuerdo con medios, todas las víctimas recibieron disparos. El caso más reciente, ocurrió el martes a las 22:00 horas en Coney Island, dos hombres, de 27 y 38 años, fueron baleados en la calle 19 oeste. Uno recibió un tiro en la cabeza y el otro recibió un disparo en el abdomen. Ambos fueron transportados al Hospital de Coney Island, donde se confirmó su muerte.

Mientras tanto, en Brownsville, Arsenio Gravesande, un padre de familia de 28 años, que trabajaba en una construcción fue asesinado a tiros en la calle Union y la avenida Sutter.

Cuando se realizaron las investigaciones correspondientes, oficiales hallaron que la víctima estaba vinculada con pandillas y había sido arrestada previamente. 

Por otro lado, en Queens, a eso de las 20:00 horas del martes, Gregory Haskins, de 25 años, fue herido de bala a las afueras de su hogar en la Sutphin Boulevard, en el sector de Jamaica. Haskins murió en el hospital.  

Y el martes en la madrugada, la policía halló sin vida a Angel Nixon, de 18 años, con múltiples heridas propinadas con un revolver en la calle 176, en el sector de Springfield Gardens. 

Pese a que se sabe información de los sucesos aún no se han realizado arrestos en cada uno de los casos.

Yes