compartir en:

Donald Trump desató su furia contra el país tricolor este martes 21 de mayo, en donde dijo que se encuentra realmente decepcionado de que México no actúe en tema migratorio.

El presidente de los Estados Unidos considera que el gobierno mantiene una actitud pasiva ante el flujo de centroamericanos que ingresan para poder pisar territorio americano.

Pero no solamente se lamentó por México, sino también por los demócratas, a quienes acusa de tener leyes defectuosas.

“Estoy muy decepcionado de que México no esté haciendo prácticamente nada para evitar que los inmigrantes ilegales vengan a nuestra frontera sur, donde todo el mundo sabe que, debido a los demócratas, nuestras leyes de inmigración están totalmente defectuosas y rotas”, dijo en un primer tweet.

Luego continuó: “La actitud de México es que la gente de otros países, incluyendo el propio México, debería tener el derecho de fluir a los Estados Unidos y que los contribuyentes estadounidenses deben ser responsables de los tremendos costos asociados con esta migración ilegal. ¡México está equivocado y pronto voy a dar una respuesta!”.

Desde que comenzó su campaña política, el hombre de negocios y ahora presidente manejó una política de cero tolerancia contra la comunidad inmigrante que radica en ese país.