compartir en:

Tras múltiples especulaciones y compras compulsivas por parte de los mexicanos ante la posible escasez de gasolina y Disel, el gobierno federal, a través del Petróleos Mexicanos (Pemex), reiteró que la distribución de gasolinas se normalizará lo más pronto posible y que para enfrentar el robo de combustibles fueron necesarios medios de transporte más seguros y cambios en la logística de entrega. 

De acuerdo con las declaraciones del mandatario mexicano, en México se cerraron los ductos de combustible para que de esta manera se detuviera el robo de combustibles, que al año generaba una pérdida de 60 mil millones de pesos aproximadamente. 

Es decir, que por día se robaban más de 787 pipas cargadas, cifras que según AMLO disminuyo a 100 pipas robadas por día. 

 sin embargo, también menciono que las medidas tomadas han generado problemas y molestias entre la ciudadanía, que tiene que esperar más de tres horas para cargar gasolina. 

Ya que los cierres de las tuberías han obligaron al gobierno a cambiar temporalmente a una redistribución que depende únicamente de las pipas que transportan el hidrocarburo por todo el país. 

Asimismo, Pemex ha difundido a través de redes sociales un video de 30 segundos en el que ratifica que no existe desabasto de gasolina y diésel y que los desabastos simplemente son un retraso en la distribución. 

Además, solicita a lo población únicamente cargar el combustible a ocupar. 

Mediante su cuenta oficial de Twitter Petróleos de México posteó: “#Pemex y el @GobiernoMX, en acción contra el robo de combustible y el rescate de la soberanía. (siendo el objetivo) Contra el robo y la distribución ilegal y por el rescate de la soberanía”. 

Mientras que una parte de la población ha utilizado las redes sociales para apoyar las medidas que el presidente mexicano ha tomado, otros crítica las acciones.

Imagen tomada de: http://agencia.cuartoscuro.com/agencia/search.php

No