compartir en:

Otro nuevo escándalo relacionado con indocumentados afecta la imagen del presidente Donald Trump, pues este día se dio a conocer una investigación del Washington Post que revela que 16 trabajadores de su club de golf son ilegales y al momento de ser contratados sabían de la falta de documentación migratoria.

Los antiguos empleados radican en Nueva Jersey e incluso mostraron comprobantes de pago que acredita que estuvieron trabajando para el magnate.

Te puede interesar: Despiden a 12 indocumentados que trabajaban en el club de golf de Trump

En dicha investigación se recabaron entrevistas con otros ex trabajadores de Trump que han regresado a su pueblo de origen en Costa Rica y que proporcionaron informes detallados de su paso por el club de golf e incluso fotografías dentro de las instalaciones

De acuerdo con Darío Angulo, que fue uno de los empleados del club de golf, aseguró que las instalaciones fueron construidas por manos de indocumentados.

"Muchos de nosotros hemos hecho llegar a Trump a lo que es hoy", defendió Angulo 

En el texto de la investigación revela que más hombres y mujeres trabajaron para los negocios de Trump y señalan que dicho empleo era uno de las fuentes de trabajo peor pagadas.

El Washington Post revela que el Club de Golf contrató a empleados procedentes de Costa Rica, El Salvador, México y Guatemala que vivieron en el barrio de obreros de Bound Brook, en Nueva Jersey, y que antes del amanecer se amontonaban en camionetas para dirigirse al campo de golf cada mañana.

Eric Trump, hijo del presidente, era el encargado de la administración de dichos negocios, pero se ha negado a dar declaraciones al respecto.

Cabe señalar que muchos de estos empleados fueron despedidos sin razón aparente meses después de que el presidente Trump iniciará su discurso en favor de la construcción del muro fronterizo.