compartir en:

Una vez más las autoridades norteamericanas sentenciaron a un mexicano por estar involucrado en una red de tráfico sexual.

De acuerdo con una corte de Nueva York, cuando se presentaron las pruebas, el acusado fue identificado como Raúl Granados Rendón, originario del estado de Tlaxcala, quien es señalado de manejar una red de prostitución junto con otros miembros de su familia.

Debido a este delito Granados fue condenado a ocho años en prisión por operar una red de tráfico sexual en la comunidad de Tenancingo, donde conquistaba a mujeres de la región para después convencerlas de viajar a Nueva York para tener “una mejor vida”. Sin embargo, al llegar a la Gran Manzana las obligaba a prostituirse.

Luego de que en diciembre de 2017 Raúl se declara culpable, la jueza Kiyo Matsumoto, informó que a parte de estar en la cárcel el culpable deberá pagar un millón 305 mil dólares en restitución a una de sus víctimas.