compartir en:

Las primeras horas de este 2019 no fueron nada fáciles para un grupo de migrantes centroamericanos que se encontraban en los límites de México y los Estados Unidos.

De acuerdo con testigos, los hechos ocurrieron en la región Palayas de Tijuana, en donde agentes de la seguridad fronteriza desplegaron un fuerte operativo para dispersar con gases lacrimógenos a niños, mujeres y hombres que intentaban brincar el muro fronterizo.

Fotografía proporcionadas por la agencia Cuartoscuro muestran el momento en elque los gases son rociados.

 

Yes