compartir en:

Debido a la negativa de algunos demócratas para aprobar el presupuesto para construir el muro, el presidente de Estados Unidos Donald Trump, acudió la mañana de este jueves a Texas, para expresar la crisis que se vive en el país y la cual se puede detener con levantar un muro en la frontera sur.

Mis queridos estadounidenses, hoy les hablo porque hay una crisis humanitaria y de seguridad creciente en nuestra frontera sur", expresó Trump en McAllen.

Cabe mencionar que el mandatario ha pedido ante el Congreso 5 mil 700 millones de dólares en fondos para la construcción, sin embargo, la petición se ha visto obstaculizada, así que de nueva cuenta reiteró que México pagará el muro, no con un cheque, pero habrá alguna otra manera.

“México pagará por el muro, no digo que México me dará un cheque, pero pagará”, declaró el republicano ante periodistas, agentes y elementos de la patrulla fronteriza.

Finalmente, durante el recorrido que hizo con dos senadores republicanos John Cornyn y Ted Cru, señaló que él preferiría un muro de acero pues sería más difícil de cruzar.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

From the Southern Border....

Una publicación compartida de President Donald J. Trump (@realdonaldtrump) el