compartir en:

Un elemento de la Secretaría de Seguridad Pública capitalina comisionado a la vigilancia de las instalaciones del Sistema de Transporte Colectivo (STC) Metro, frustró el suicidio de un hombre al evitar que se arrojara a las vías del tren.

El policía se encontraba de guardia en la estación Niños Héroes de la Línea 3 del Metro, acceso poniente, cuando un hombre de 39 años de edad se acercó y le dijo que tenía intenciones de arrojarse a las vías del Metro, ya que tenía problemas con su novia.

El oficial dialogó con el individuo y logró convencerlo de desistir de su intento, incluso le facilitó su teléfono celular para que platicara con su novia y arreglaran la situación. Finalmente, el hombre se retiró del lugar.