compartir en:

Durante el fin de semana en Oaxaca las autoridades lograron rescatar a 56 niños indígenas que eran obligados a trabajar o pedir dinero en las calles. 

De acuerdo con el reporte de la Agencia Estatal de Investigaciones de Oaxaca, durante los últimos meses las calles del municipio de Santa María Atzompa se vieron invadidas por decenas de niños, jóvenes y mujeres que pedían dinero, mientras unos vendían y otros limpiaban parabrisas en los cruces automovilísticos del lugar. 

Sin embargo, debido a que hablaban un dialecto diferente al de los pueblos de la región, las autoridades comenzaron las investigaciones. 

Donde después de ocho meses lograron identificar que decenas de personas eran desplazadas desde una casa en la zona conurbada de la capital en la en la privada de Belén a los cruceros. 

Por lo que, gracias a la orden de cateó otorgada por un juez de control, los agentes de la Fiscalía General de Oaxaca lograron liberar a más de 60 personas de origen tzotzil, quienes presuntamente eran víctimas de trata de personas. 

Según un comunicado de la Gobierno de Oaxaca fueron rescatadas 7 mujeres adultas y 56 menores de edad, de los cuales 12 son niñas, 14 niños (entre los que se encontraron 6 menores de 2 años), 15 mujeres adolescentes y 15 hombres adolescentes. Quiénes fueron puestos bajo la protección del DIF estatal. 

Mientras que 11 personas fueron puestas a disposición del Ministerio Público quien determinara su situación jurídica. 

Debido a que la mayoría de las personas rescatadas no hablan español, las autoridades no han podido determinar cuánto tiempo llevaban en la capital oaxaqueña ni como llegaron al lugar. 

Hasta el momento las autoridades han determinado que todas las personas venían de Chiapas y se encuentran en búsqueda de un traductor para facilitar las diligencias judiciales. 

Además, la Fiscalía asevero que las investigaciones “continuarán hasta dar con el principal explotador de estas personas”, quien logró escapar durante el cateó de la vivienda. 

Asimismo, el DIF de Oaxaca mencionó que los menores y sus madres han recibido atención médica y psicológica, también agregaron que se encuentran en “un ambiente sano y de libre esparcimiento, con actividades recreativas y lúdicas”. 

Imagen tomada de: http://agencia.cuartoscuro.com/agencia/search.php?show_result=1&page=1

Yes