compartir en:

Durante una vigilia que se organizó el pasado viernes 29 de junio a las afueras de la lavandería, Fabiola Mendieta-Cuapio, madrina de la mexicana Luz González, de tan solo 4 años que murió arrollada por una conductora en Brooklyn denunció que el supuesto estacionamiento del local no contaba con las normas correspondientes para que pudiera operar.  

Ante estas declaraciones y hechos el Departamento de Edificios informó que se estaban realizando las investigaciones necesarias para saber si el lugar cumple con los requerimientos de seguridad, ya que por lo que se logra notar a simple vista es un lugar inseguro para peatones, debido a que los autos usan la acera para acceder al estacionamiento.  

Te puede interesar: Lo que se sabe del caso de la muerte de Luz González

Tras varios días el Departamento de Edificios ha tomado medidas más estrictas y ordenó que se desmantele por completo el parqueo. 

De acuerdo con Kenneth Liu, propietario de la lavandería declaró para al Daily News, que nunca habían tenido problemas con el estacionamiento y ahora tendrá que afrontar ciertas sanciones por algo que él realmente no sabe bien que pasó. 

"No tengo idea de lo que sucedió ese día. Realmente me da pena lo que le pasó a la niña, pero ahora nosotros tenemos que pagar por esto”, expresó Liu.   

Entre las medidas que impuso el Departamento al propietario es instalar barricadas de concreto y remover ciertas franjas del pavimento para evitar el paso de vehículos. 

Por el momento el Departamento de Edificios trabaja en conjunto con la policía y otras agencias para asegurar que Kenneth cumpla con la orden. 

Aunque parezca que este caso comienza a tener justicia, cabe mencionar que la comunidad exige la detención de la responsable supuestamente identificada como Janette María, quien quedó en libertad, por tratarse de un "accidente"