compartir en:

Después de que Paul Dean, se declarara culpable de participar en una red de sobornos para facilitar los procesos de portación de armas a celebridades, incluido el mandatario estadounidense, en abril de 2017, esté jueves fue sentenciado. 

De acuerdo con el reporte de las autoridades durante el juicio de Dean, el juez federal de distrito, Edgardo Ramos, lo sentencio a 18 meses en una prisión federal y una multa de $ 7,500 dólares. 

Además, mencionaron que Paul fue sorprendido tras una investigación federal contra la corrupción en el funcionamiento interno del sistema policial de dispensar licencias de armas. 

Mientras que el juez también critico la complicidad del Departamento de Policía de Nueva York, ya que supuestamente esté nunca notó el “tratamiento especial” que el exoficial daba a sus clientes. 

Posteriormente un portavoz de la policía de Nueva York dijo que el sistema de expedidores ya no está permitido y que cada paso en un procedimiento de licencia de arma es computarizado y manejado por una persona diferente en cada etapa. 

Asimismo, mencionaron que el programa de corrupción de Dean abarcó desde 2013 hasta 2016, en los cuales otorgo licencias de portación de armas a cambio de favores o regalos a dueños de negocios que no se basaban en la necesidad o el mérito, sino en los favores que otorgaban.  

Sin embargo, el acusado destacó que varias personas habían recibido estas licencias casi de manera inmediata incluían a Donald Trump. 

Pero destacó que ni Trump ni otros hicieran algo malo o que estuvieron al tanto de sobornos.

No