compartir en:

Tras el sismo del sábado pasado, el gobierno del estado, a través de la Coordinación Estatal de Protección Civil de Oaxaca (CEPCO), solicitó la declaratoria de emergencia para 16 municipios, que presentaron afecciones menores.

La percepción y daños colaterales no fueron de gran magnitud debido a la profundidad de 83 kilómetros del sismo de magnitud 6, con epicentro en Unión Hidalgo, en el Istmo de Tehuantepec.

El titular de la CEPCO, Heliodoro Díaz Escárraga, señaló que el sismo del 2018 fue de una profundidad de 57 kilómetros, mientras que el ocurrido la noche del sábado fue de 83.

“Por lo que esto disminuye los efectos destructivos”, señaló en conferencia de prensa, quien dijo que dicha declaratoria fue evaluada por las instancias federales correspondientes.

Se indicó que los municipios con la solicitud de declaratoria son Unión Hidalgo, Asunción Ixtaltepec, Juchitán de Zaragoza, Matías Romero, Santa María Petapa, Santo Domingo Tehuantepec.

Así como Santiago Niltepec, Santa María Xadani, San Dionisio del Mar, Reforma de Pineda, Ciudad Ixtepec, San Mateo del Mar, Santo Domingo Ingenio, Salina Cruz, Santa María Huatulco y Santa Catarina Mechoacán.

Se aclaró que los 13 aparatos altoparlantes que forman parte del Sistema de Alerta Sísmica de Oaxaca (SASO) funcionan de manera correcta, lo que dio la posibilidad en tiempo real de avisar a la población 38 segundos antes de que ocurra el temblor.

Cabe mencionar que Oaxaca sigue siendo de los estados que presenta la mayor actividad sísmica del país; del 1 al 5 de enero de este año han ocurrido 329 sismos, de los cuales 149 han tenido su epicentro en tierras oaxaqueñas.