compartir en:

El novio viajó poco más de mil kilómetros para encontrarse con la mujer de sus sueños, pero lo que ocurrió no era lo que esperaba.

La pereja se habría conocido a través de las redes, en donde mantenían un conversación costante desde hace algunos meses. A pesar del tiempo que llevaban platicando, la mujer había omitido un detalle esencial: era una mujer casada.

En mensajes que habían intercambiado, ella le pedía a él formalizar una cita, argumentaba que después de todo ese tiempo ya era 'justo' conocerse. Al llegar al sitio en el que encontraría a su amada, el hombre se topó con una enorme sorpresa, en el lugar lo esperaban el verdadero esposo de la mujer y varios de sus amigos.

Engaño

Lo que el hombre no sabía era que en el momento de pactar la cita, quien contestaba los mensajes era el marido.

El momento exacto del encuentro fue captado por la cámara de un teléfono celular, y muestra a el grupo de amigos golpeando a su víctima a latigazos.

Esta historia tuvo lugar en China, aún se desconoce el nombre exacto de la provincia en donde ocurrió.